Marketing de Contenidos

Aunque parezca que es ahora cuando está de moda, el Marketing de Contenidos es una estrategia que lleva ya muchos años usándose en comunicación. En este post vamos a ver en qué consiste esta estrategia y por qué no debe confundirse con el branded content o la publicidad tradicional.

¿Qué es el Marketing de Contenidos?

Se trata de una técnica de creación y distribución de contenido de valor con el objetivo de atraer y despertar interés en nuestro target para facilitar el proceso de conversión.

Está claro que la creación de contenidos es una parte fundamental de la estrategia, pero no consiste solo en eso. La mayoría de estrategias de marketing de contenidos suelen quedarse en la primera etapa del funnel, vaya, generan tráfico y ya. Y aunque eso esté muy bien para conseguir visibilidad, ¡no es suficiente! Si lo que quieres es vender, tienes que seguir trabajando en los siguientes niveles del embudo.

No debemos confundir marketing de contenidos con branded content. La primera pone el foco en las necesidades del consumidor ideal y ofrece contenido relevante para el usuario durante el proceso de compra. Como hemos comentado anteriormente, habrá diferentes estrategias dependiendo de en qué etapa nos encontremos. Por otro lado, el branded content consiste en ofrecer contenido de interés para nuestro público, aunque no esté directamente relacionado con la marca pero sí represente los valores de la misma.

¿Cómo hacer Marketing de Contenidos?

Determina tus objetivos

Antes de lanzarte a crear contenidos a lo loco, es importante elaborar una estrategia y determinar los objetivos. Lo más probable es que los objetivos guarden coherencia con las fases del embudo de conversión: generar tráfico, generar leads, convertir leads o fidelizar clientes.

Analiza tu público

Investiga las necesidades claves de tu público objetivo para saber qué contenido ofrecer. Es recomendable diseñar un buyer persona para empatizar mejor con el perfil clave.

Determina los canales

El diseño del buyer persona te ayudará a elegir el mensaje y el tono de tu campaña. Dependiendo del objetivo y del tono que quieras dar al mensaje (informativo o persuasivo), deberás elegir los canales principales de tu campaña:

  • Blog.

En tu blog puedes compartir posts, pero también infografías o guías descargables. El tono que más destaca en este medio es informativo. Además de ofrecer contenido, compartiendo tus posts en redes sociales puedes generar tráfico y mejora la notoriedad de tu sitio web.

  • Newsletter.

Las newsletter también tienen un tono principalmente informativo. A diferencia del blog, necesitas un contacto para enviar la información, es decir, empezaríamos a hablar de leads. Por otro lado, también puedes compartir archivos de todo tipo, por ejemplo, vídeos. El vídeo es uno de los formatos por excelencia, ya que incrementa las probabilidades de conversión.

  • Redes Sociales.

Las redes sociales son el canal perfecto para publicar contenido y enlazar a otros medios. La imagen y el vídeo son los formatos principales.

¿Qué formatos utilizar?

Una estrategia de marketing de contenidos ha de ser completa y abarcar distintos formatos. A veces es bueno adaptar la misma información en distintos formatos.

Los principales formatos son: posts, infografías, guías descargables, vídeos, publicaciones en redes sociales o correo electrónico. Ten en cuenta que muchos son combinables. ¡Saca el máximo partido y adáptalos!

Formato indispensable: vídeo

No obstante, es recomendable que la estrategia gire en torno al formato vídeo para ofrecer verdadero contenido de valor. La combinación de audio y vídeo permite transmitir la información de una manera más rica y eficaz, haciendo que, sea cual sea tu objetivo, puedas conectar mejor con tu público.

Ventajas del Marketing de Contenidos

Si te estás planteando diseñar e implementar una estrategia de este tipo, lo más importante es tener en cuenta qué beneficios tiene.

Pues bien, gracias al Marketing de contenidos podemos:

  • Aumentar la notoriedad de nuestra marca. La creación masiva de contenido puede ayudarte a ganar autoridad y notoriedad en tu campo.
  • Aumentar el tráfico orgánico. Ofrece contenido en tu página web o en tu blog, para aumentar el tráfico y mejorar en posicionamiento SEO.
  • Aumentar el engagement. Gracias a la constancia, tu público irá creciendo y consolidándose. La clave está en ofrecer contenido de valor para llamar su atención y luego educarles.
  • Aumentar tu base de datos y conversión en página. Tu audiencia te ha ido dejando formas para contactar con ella, lo que aumentará tu base de datos y por tanto, tus posibilidades para convertir leads en clientes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.